Conoced la verdad y ella os hará libre

¿Qué es un Demonio?

13.03.2011 20:54

Un demonio es un ser espiritual de naturaleza angélica condenado eternamente. No tiene cuerpo, no existe en su ser ningún tipo de materia sutil, ni nada semejante a la materia.

 

Así define el Padre José Antonio Fortea en su libro "SUMMA DAEMONIACA" a los demonios. Este padre tiene mucho conocimiento en el tema ya que ha participado en muchos exorcismos desde los cuales sacó material para escribir su libro.

Respecto a los demonios el indica que estos en un comienzo no tenían una naturaleza de maldad, reconociendo a Dios como su creador. Ahora bien, antes de penetrar en la visión beatífica de esa esencia divina Dios, este les puso una prueba. En esa prueba unos obedecieron, otros desobedecieron. Los que desobedecieron de forma irreversible se transformaron en demonios. Ellos mismos se transformaron en lo que son. Nadie les hizo así. Es como lo que nos pasa a nosotros con el uso del libre albedrío.
En definitiva los demonios en un principio fueron ángeles y que para transformarse en demonios pasaron por las siguientes etapas:

- Dudar en si obedecer al creador o no.
- Aceptar la posibilidad de desobedecer a Dios (pecar).
- Efectuar pecados veniales, o no graves.
- Decidir llevar una vida autónoma (pecado grave).
- Autoconvencerse de que Dios no es Dios.
- Odiar a Dios por considerarlo el Mal.

En esta última fase, el odio en unos creció más, y en otros espíritus menos.
En el relato del padre José Antonio el hace la observación de que Dios instó a estos ángeles que se revelaron a volver y a no estar alejados. Algunos volvieron, otros no (Apocalipsis 12). Entonces se provocó un combate en el cielo. Miguel y sus ángeles lucharon contra el Dragón. La Biblia dice que el Diablo y sus Ángeles fueron expulsados a la Tierra.
En realidad esta lucha no fue como nosotros nos imaginamos, con espadas y otros elementos físicos. El padre explica que los ángeles son entidades espirituales, por lo cual su lucha fue intelectual. Las armas fueron sus argumentos intelectuales. Debe haber sido como cuando pelean los políticos me imagino yo. En esta batalla de argumentaciones algunos ángeles fueron tentados y se pasaron al otro bando, como también algunos demonios fueron atraídos a la obediencia y al amor de Dios.
Cada ángel tenía gracias otorgadas por Dios pero que en la batalla incrementaron estas virtudes, lo cual fue significando que se encasillaran, o se especializaran en algunos temas. Los demonios a su vez, fueron decrementando estas virtudes otorgadas por Dios debido a su naturaleza angelical, y fueron aumentando su odio, imprudencia, envidia, soberbia e idolatría. Cuando ya todos estaban en su nivel máximo y definidos la batalla acabó.
Los demonios entonces no están en un lugar de tortura y rodeados de llamas, sino que están en completa libertad y realmente no tienen donde estar por que no hay donde llevarlos. Los ángeles fieles tampoco fueron llevados a ningún lado en especial. Eso si ellos gozan de la gracia de la visión beatífica. Entonces, tanto el cielo de los ángeles, como el infierno de los demonios, son estados.
El demonio es entonces de esencia angelical pero con su voluntad e inteligencia deformada.
El proceso en nosotros está lleno de similitudes con el estado espiritual de ángeles y demonios, esto debido a que dentro de nuestro cuerpo está el espíritu. Nuestros pecados, aunque los cometa el cuerpo, son pecados del espíritu. Esta analogía nos lleva a entender de mejor manera el porque esta transformación de ángel a demonio, o como en la zaga de "Star Wars" , de Anakin Skywalker a Lord Vader.

 

 

Buscar en el sitio

Contacto

En la senda del zahorí